Impresión automática de etiquetas para logística

Los pequeños detalles marcan la diferencia en la logística. Algo tan aparentemente sencillo como la impresión automática de etiquetas es una solución inteligentísima para aumentar la productividad y la rentabilidad de nuestro negocio.

Dicho así puede parecer un tanto excesivo, pero te vamos a demostrar que no lo es en absoluto.

Las etiquetas en la logística

Cada paquete que sale de nuestras oficinas o almacenes tiene que contar con la etiqueta necesaria. 

Es la única forma que los transportistas tienen para hacer la entrega y el seguimiento de los envíos ya que contienen la dirección de envío, remitente, tipo de envío, características del contenido… en definitiva; todo lo necesario para la gestión.

Cuando este proceso se hace de manera manual es bastante delicado, al fin y al cabo es cuando más errores se producen y un paquete sin etiquetar se perderá y lo mismo puede ocurrir cuando está mal etiquetado y llega a un cliente erróneo. Mala experiencia de compra para los dos.

Ahora imagina que además de tu tienda online vender en marketplaces como Amazon y que, por una cuestión de rentabilidad o estrategia, trabajas con más de una empresa de reparto. Alguien va a tener que estar muy pendiente de todo el proceso si no quieres que la cosa se descontrole.

¿Conclusión? Recursos infrautilizados y personas haciendo trabajo mecánico y nulamente motivador que podrían estar aportando valor en otras áreas del negocio.

La impresión automática de etiquetas al rescate 

Viendo este panorama resulta sencillo pensar en que tienen que haber una solución más práctica y más segura. Si algo tenemos claro es que realmente existe una herramienta para solucionar cada necesidad dentro del comercio electrónico.

En materia de logística eCommerce y envío nuestra recomendación es Qapla’. Ha demostrado sobradamente su versatilidad en todos los campos en los que se puede aplicar, pero en la automatización de la impresión de etiquetas brilla especialmente.

Para empezar porque tiene esa capacidad de centralizar en una plataforma única todos los envíos independientemente de si son desde la propia tienda online, Amazon, eBay, Aliexpress… la integración es total.

A través de su panel de administrador accedemos a un listado en el que se recogen todas las órdenes. Cuenta con un sistema de filtros tan eficiente como intuitivo gracias al cual podremos filtrar los resultados según diversos criterios: estado del pedido (para acceder directamente a los que estén pendientes), destino nacional o internacional y provincia a la que se envía. También cuenta con un buscador por si necesitamos acceder a una orden concreta.

Toda la información se organiza en columnas para ordenar por otros tantos criterios adicionales muy prácticos, especialmente la fecha para poder priorizar adecuadamente.

Ahora solo nos queda seleccionar aquellos pedidos que necesitan etiquetas para salir. Marcamos en un check box tantos como necesitemos puesto que nos permite realizar una selección múltiple.

Ya solo nos queda pulsar sobre el botón correspondiente y tendremos las etiquetas listas para mandar a la impresora con todos los datos y códigos de barras necesarios. Incluso está disponible desde el mismo panel de control la posibilidad de sacar el albarán con el resumen de los pedidos y sus características. De este modo el transportista ya lo tiene todo y a ti te ha llevado poco más de un par de clicks.

Cuando sacamos las etiquetas, y de manera automática, los pedidos en expedición cambian de estado. El sistema de Qapla’ ya está listo para hacer un seguimiento pormenorizado y transparente del envío.

Por cierto; en el caso de tener que editar esta información por el motivo que fuera (nombre, apellido, dirección…), Qapla’ nos permite acceder a la ficha del cliente y, en un par de clicks, cambiar o añadir lo que fuera necesario antes de imprimir la etiqueta.

Ahora pon en contexto todo lo que te acabo de contar que puede realizarse con esta herramienta y llévalo al proceso manual del que hablábamos antes. Una sola persona delante de su ordenador puede hacer la impresión de las etiquetas y tener un control súper preciso del proceso de envío con tres o cuatro golpes de ratón.

Y lo que es mejor; gracias a un software como Qapla’, podemos asumir cualquier volumen de negocio con la misma facilidad. 

Si recibiésemos una gran cantidad de pedidos puntual o sostenidamente en el tiempo, escalar la estructura manual sería un gasto enorme, pero con esta herramienta y su sistema de impresión automática de etiquetas podemos absorber cargas de trabajo mucho mayores sin generar estrés en la logística.

Acerca del autor

Miguel Nicolás O'Shea
CEO y Redactor en